VaDeCine.es: Tu magazine on-line sobre cine con críticas, entrevistas y artículos.

     
Magia, Ecología, Feminismo y otras Constantes en Miyazaki
Escrito por Agente Cooper   
Viernes, 24 de Abril de 2009


Valoración espectadores: 9.88

Miyazaki: Constantes

A pesar de su ya ingente obra como director de dibujos animados, no resulta complicado identificar una película de Hayao Miyazaki. Su filmografía se encuentra plagada de constantes: recursos estéticos recurrentes, temas que le han acompañado desde sus primeros trabajos y personajes tipificados por un autor en constante explotación de la imaginación del espectador a través de la suya propia. En este artículo repasaremos algunos de los modismos habituales de sus películas.



Ecología. Naturaleza y Hombre en continua interacción.
Desde Nausicaa, la naturaleza, su belleza intrínseca, ha sido mostrada por Miyazaki en todas y cada una de sus películas mediante sus exuberantes paisajes. Sin embargo, también es habitualmente presentada como un ente amenazado por la mano del hombre en forma de diferentes deidades. Este hecho provoca un conflicto entre iguales, que se convierte en motor de la historia, donde suele ser la propia naturaleza la que acaba por sacrificarse (Nausicaa, Laputa, La Princesa Mononoke).

Para poner de manifiesto la falta de conciencia ecológica o los peligros de la contaminación, también recurre con frecuencia a pequeños ejemplos simbólicos (El espíritu del río contaminado en El Viaje de Chihiro) o sucesos secundarios (el aprisionamiento de Ponyo entre la basura del fondo del mar). Miyazaki ha criticado en numerosas entrevistas el progreso desmedido. En cualquier caso aboga en muchas de sus películas, más que por un ecologismo radical regresivo, por una especie de equilibrio entre el siempre contaminante ser humano y la pureza natural, y gusta de usar pequeños dispositivos ingenieriles y artefactos mecánicos más cercanos a un renacentista como Leonardo Da Vinci que a la tecnología punta actual.

Image

Infancia.
Miyazaki es un autor infantil con clara pretensión didáctica. Son casi siempre niños o adolescentes los personajes principales de sus historias porque son ellos sus destinatarios. Muy crítico con lo que considera un proteccionismo exacerbado en los países desarrollados, el director muestra a sus protagonistas con bastante iniciativa, traviesos y valientes. Durante la historia suelen aprender por sí mismos, alejados de figuras paternas (Kiki, Chihiro, las hermanas de Mi Vecino Totoro). A pesar de ello su inocencia suele permanecer incorrupta.

Sin embargo, en contraposición a esta idea, en numerosas ocasiones se establece una relación especial entre niños y ancianos, en consonancia con la cultura japonesa, que predica el respeto a nuestros mayores. Ejemplo paradigmático de este vínculo es la protagonista de El Castillo Ambulante, una niña en el cuerpo de una anciana.

Image

Magia y Simbolismo.
La magia, de uno u otro modo, siempre está presente en las películas de Miyazaki. Tierras extrañas, poderes, dioses, entes que se transforman, sueños… Una imaginación desbordada que frecuentemente invade el terreno de la simbología, un lugar donde se citan multitud de elementos de dispar procedencia, resultado de la mezcla de aspectos culturales y mitológicos japoneses con otros más próximos a occidente. Incluso en sus obras más realistas, la magia es un elemento aceptado de manera natural, como si de algún modo fuera inherente al ser humano.

También cabe destacar la completa ausencia de la dicotomía bien-mal en todos sus trabajos. Los personajes evolucionan, no existe en su filmografía el paradigma de lo negativo, en ninguna de sus películas se encuentra un malvado al uso. Los comportamientos negativos en muchas ocasiones están motivados por la ignorancia, por la falta de conocimiento sobre las consecuencias. Además, el director japonés expresa a través de sus protagonistas cierto espíritu positivista.


En muchos casos el binomio protagonista suele estar compuesto por un personaje mágico y otro que no lo es (Chihiro-Haku, Ponyo-Sosuke, Kiki-Tombo). También es recurrente en su búsqueda del arquetipo, de lo paradigmático sobre lo concreto, la similitud de las facciones entre los personajes de sus películas abunda en este hecho.

Image

Aeroplanos y otros artefactos.
Miyazaki creció en una familia dedicada a la aviación, y fueron aeroplanos de guerra los primeros modelos para sus bocetos como dibujante. Su fascinación por el campo de la aeronáutica no le ha abandonado y en todas sus películas, excepto en La Princesa Mononoke, se pueden encontrar secuencias que implican el vuelo y/o la navegación.

En este sentido, el director japonés es fan declarado de Antoine de Saint-Exupery (piloto, y escritor de El Principito). Ha realizado las portadas de las ediciones japonesas de dos de sus obras: Vuelo de Noche y Viento, Arena y Estrellas, de la que escribió además un comentario. También ha ensalzado la obra de Roald Dahl dedicada a pilotos y aeroplanos y lo cita como influencia en Porco Rosso.

Image

Feminismo.
En Miyazaki la mujer es protagonista (Chihiro, Kiki, Sheeta…) de sus historias. Admirador de su fortaleza, niñas mujeres y ancianas son las principales portadoras de su mensaje. El espacio para el hombre es secundario, aunque en ningún caso peyorativo. Curiosamente, en muchas ocasiones sus personajes femeninos deben ordenar o limpiar estancias, hecho con el que pretende enfatizar su capacidad para la organización (Chihiro en los baños, Sophie en el castillo ambulante o Sheeta en el avión pirata).

Image

Trabajo y Política.
Miyazaki impregna de pacifismo todas sus obras. Tanto Nausicaa... como La Princesa Mononoke se presentan como rotundos alegatos antibelicistas. En Laputa, el Castillo en el Aire, los militares son retratados como torpes y bastante limitados. Las soluciones a los problemas casi siempre llegan de la mano de la cooperación frente al odio que divide.

Su pasado Marxista ejerce una influencia enorme en Miyazaki. Son numerosos los momentos en que se muestran grandes colectivos en el trabajo. La clase obrera es retratada constantemente de manera positiva (Osono en Kiki la Aprendiz de Bruja), cooperante (Nausicaa en el Valle del Viento) y abnegada (Kamaji en El Viaje de Chihiro).

Image

Oriente-Occidente.
Es casi interminable la lista de artistas occidentales que Miyazaki ha catalogado como influyentes en su trabajo. Entre otros, Antoine de Saint-Exupery, Lewis Carroll, Jean Giraud o Ursula K. Le Guin. Curiosamente siempre ha negado la ascendencia más pretendida, la de Walt Disney, aunque mantiene excelentes relaciones con algunos de los estudios de animación occidentales más prestigiosos como Pixar o Aardman. Es amigo de John Lasseter y Peter Lord.

El entorno europeo prima frente al oriental en su filmografía. Suele usar modelos de arquitectura centroeuropea sobre paisajes costeros inspirados en la costa azul, fruto de su época como animador de cuentos occidentales para la televisión en los años 70 (HeidiMarco…).


Jo Hisaishi.
El compositor japonés ha realizado la banda Sonora de todas las películas de Miyazaki. Éste lo considera un elemento imprescindible para sus trabajos.

Image

Compartir
Comentarios (3)
  • error humano

    Se te olvidan dos constantes más:

    - Los castillicos.
    - Los nombres japos con referencias sexuales explícitas en castellano: Kiki, Laputa o 'Mononoke Hime'

    Buen artículo, realmente aquí está desglosada la esencia de Miyazaki. Inocencia, buenos valores, tradición, respeto a los mayores... No entiendo pq hay gente que se empeña en desvirtuar su trabajo con acusaciones perversas.

    Viendo sus filmes, un niño sólo puede sacar elementos positivos.

  • agente cooper

    Sabes, tu comentario sobre las coincidencias sexuales me recuerda algo que leí hace tiempo no se muy bien donde. Era un comentario escandalizado porque a Kiki, subida en la escoba, en muchas ocasiones se le vean las enaguas por debajo de la falda. Para hacérselo mirar, desde luego.

  • barry lyndon

    Estupendo artículo, muy didactico y bien argumentado. Enhorabuena.

¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios! Crea tu usuario pulsando este enlace.
 
VaDeCine.es en Twitter VaDeCine.es en Facebook
Artículos